Mostrando entradas con la etiqueta Sierra de Gredos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Sierra de Gredos. Mostrar todas las entradas

Senderismo por el Barranco de las Cinco Villas, Sierra de Gredos

Barranco de las Cinco Villas, en Ávila




UNA SENCILLA RUTA AL SUR DE LA SIERRA DE GREDOS

Descargate el track al final del artículo


Al sur de la Sierra de Gredos discurre un sendero muy popular entre caminantes y excursionistas debido a su sencillez y riqueza paisajista. Este camino, llamado Senda del Barranco de las Cinco Villas recorre todo este valle atravesando los cinco pueblos centenarios que aquí,  y de forma privilegiada, se hallan ubicados a la vez que conocemos su rico entorno natural conviviendo en perfecta armonía con el que ha modificado la mano del hombre. Por cierto, el Barranco de las Cinco Villas está declarado como Lugar de Paisaje Pintoresco con categoría de Bien de Interés Cultural, lo cual es otro importante motivo para conocer este lugar.

Pico de El Torozo dominando todo el Barranco de las Cinco Villas

La ruta está homologada con número PRC-AV 49 y podemos descargar el trak para GPS en infinidad de webs. También es una ruta muy recomendable para recorrerla en bicicleta, solo teniendo en cuenta que hay algunos tramos un tanto complicados para salvar. Los cinco pueblos (o cinco villas) que vamos a recorrer en este sendero son Mombeltran, Santa Cruz del Valle, San Esteban del Valle, Villarejo del Valle, Cuevas del Valle (pincha en los enlaces para conocer más sobre cada localidad, historia, monumentos, etc) y regreso de nuevo a Mombeltran con un recorrido total de algo más de diecisiete kilómetros. Y aunque todas las fuentes apuntan a que el inicio de la ruta estaría situado en Santa Cruz del Valle, realmente la podemos iniciar en el pueblo que queramos y sin importar el sentido, ya que hay carteles informativos de toda la senda a las afueras de cada localidad. En mi caso el inicio de la ruta lo realicé desde Mombeltran, muy cerca del castillo de los Duques de Alburquerque situado en el Parque de Nuestra Señora de la Soledad. Desde allí se toma el sendero en dirección a Cuevas del Valle o a Santa Cruz del Valle, siendo esta mi opción elegida. 

Castillo de los Duques de Alburquerque, en Monbeltrán

Ya solo tenemos que seguir las indicaciones de la senda, bien señalizada y siempre apoyados por el GPS y disfrutar de los parajes que se nos van abriendo. Como puntos destacables de la ruta es importante señalar que hay un tramo entre Mombeltran y Santa Cruz del Valle que discurre por carretera, extremando la precaución ya que no hay apenas arcén. También las fuentes son bastante habituales y nos ofrecen la ventaja de poder rellenar nuestras botellas. La ruta nos va a conducir por frondosos pinares, húmedas gargantas, olivares y fértiles plantaciones de higos y otros árboles frutales. Y por supuesto nos invita a conocer las cinco villas serranas que componen este valle o barranco que cuenta con su propio microclima al estar muy protegido por las montañas de la Sierra de Gredos, alejado de las rigurosas y extremas condiciones climatológicas de la zona norte de la provincia de Ávila. En Villarejo del Valle, en el tramo entre esta villa y Cuevas del Valle encontramos una pequeña área de descanso ubicada en un mirador con unas impresionantes vistas del Barranco de las Cinco Villas donde tambien se localiza una antigua mesa de piedra conocida como "Mesita del Calvario", y en Cuevas del Valle tambien tenemos el inicio del camino que nos conduce serpenteando hasta el cercano Puerto del Pico por la ruta milenaria de la Calzada Romana, que remonta este paso de montaña de forma muy cómoda.

Vista del Torozo desde el inicio del Barranco de las Cinco Villas

Teniendo en cuenta todo lo que nos ofrece esta ruta, aunque se puede realizar en una mañana sin esforzarnos demasiado, recomiendo aprovechar una jornada completa para así poder conocer un poco las Cinco Villas repletas de rica arquitectura popular y monumentos históricos, como sin ir más lejos el castillo de los Condes de Alburquerque en Mombeltran cuya construcción data del siglo XV y está declarado Bien de Interés Cultural, aunque todas las villas nos ofrecen antiguas construcciones tanto religiosas como civiles para conocer. 

Descargate el track haciendo clic AQUI!




Senderismo; ruta desde Madrigal de la Vera hasta el Castro Vetón del Freillo, Majada de Braguillas y las pinturas rupestres del Risco de la Zorrera. Sierra de Gredos

 



De entre todas las rutas senderistas que podemos encontrar en la Sierra de Gredos, la GR 180 recorre toda su vertiente sur y el Valle del Tietar, comenzando en Santa Maria de las Lomas hasta Madrigal de la Vera (o viceversa), recorriendo los parajes singulares que solo estas montañas pueden ofrecer al caminante por mas de 200 km. 

Puente romano de Madrigal de la Vera en la Garganta de Alardos. Inicio de la senda GR 180

La etapa que une Madrigal de la Vera con Candeleda (parece ser que es oficialmente la primera) asciende al borde de la Garganta de Alardos mientras lentamente nos conduce hasta un antiguo asentamiento celta muy conocido, el Castro Vetón del Freillo, tambien conocido como Castro Celta de El Raso, provincia de Ávila.

Durante los primeros meses del año 2021 debido al confinamiento regional que padecimos me fue imposible llegar hasta este yacimiento desde Madrigal de la Vera, sin embargo, a principios del mes de mayo el confinamiento perimetral fue levantado y sin dudarlo, la primera ruta que decidí realizar fue Madrigal de la Vera-Castro Vetón del Freillo-El Raso-Madrigal de la Vera.


Castro Celta de El Freillo en mi primera visita. Mayo del 2021

Video con algunas secuencias salvadas de mi primera visita al Castro Vetón del Freillo. El resto del vídeo fue borrado

Partiendo desde el Puente Romano de Madrigal arranca este sendero que en apenas una hora larga sin esforzarme demasiado me llevó hasta el castro celta, aunque debido a que el día estaba muy brumoso la visita se centró a recorrer gran parte de la zona excavada ya que apenas había visibilidad. Digamos que aquellas viejas piedras iban apareciendo ante mis ojos casi entre la niebla. También localicé un sendero que se perdía montaña arriba hasta un lugar llamado Majada de Braguillas y las Pinturas Rupestres del Risco de la Zorrera según rezaba un cartel indicador. Debido a las malas condiciones atmosféricas decidí regresar en otoño para conocer estos dos lugares desconocidos para mi. Sin embargo, la mala suerte me hizo adelantar esa visita hasta mediados de agosto justo al comienzo de una ola de calor muy severa, ya que el vídeo que realicé al paraje del Castro del Freillo fue eliminado sin previo aviso de mi canal en YouTube por motivos ajenos a mi voluntad.

En esta ocasión no comencé a caminar desde Madrigal de la Vera, sino que llegue con mi vehiculo hasta el mismo aparcamiento del castro celta, iniciando allí la nueva ruta. Decidí comenzar visitando primero la Majada de Braguillas y después las pinturas rupestres del Risco de la Zorrera para acabar finalmente en el castro. Subiendo por el sendero que indica el cartel encuentro más zonas excavadas del castro celta así como restos de su muralla y antiguo foso. En apenas dos kilómetros llego hasta el lugar llamado Majada de Braguillas que es una reconstrucción de un viejo refugio de cabreros en el cual habitó una familia al completo durante bastantes años, ganándose la vida mediante la elaboración de quesos, venta de leche y carne, cría de cabritos, etc. El lugar es muy interesante, hay paneles explicativos por todo el recinto y está fielmente reconstruido, siendo todo un homenaje a los cabreros del sur de la Sierra de Gredos. La visita es totalmente libre y gratuita. Vale la pena perder un buen rato en este lugar y conocer el duro modo de vida de los ganaderos que habitan por estas montañas. 


Detalle de algunas de las construcciones rehabilitadas de la Majada de Braguillas. 

Trescientos metros camino arriba encontramos protegidas por verjas las pinturas rupestres del Risco de la Zorrera. Apenas se distinguen pintadas en ocre algunas figuras y manchas, pudiendo reconocer una silueta humana y algunos animales. Al parecer se piensa que estos vestigios representan un banquete o ritual en un templo, aunque solo son teorías. Datadas en unos cinco mil años de antigüedad el paso del tiempo ha estropeado bastante este lugar, y solo podemos descubrir todas las pinturas gracias a los paneles informativos instalados en el lugar. Para estudiar todas las figuras de forma clara los arqueólogos tuvieron que tomar fotografías y tratarlas con técnicas especiales y así intentar desentrañar el mensaje que nos han legado ya que a simple vista casi no se distinguen todas las figuras.

Pinturas rupestres del Risco de La Zorrera

Detalle de algunos de los dibujos. He resaltado el color para que se distingan mejor. En las tres imágenes de abajo se pueden apreciar tal como son en realidad.





Ya solo me quedaba regresar sobre mis pasos y recorrer de nuevo el Castro Celta de El Freillo, el cual se puede visitar en su perímetro de forma libre aunque existe la opción de contratar un guía oficial y conocer el lugar en profundidad, además también de poder acercarnos al cercano pueblo de El Raso donde podemos conocer el museo dedicado al yacimiento arqueológico. La entrada es gratuita.


El Castro Vetón el dia de mi segunda visita

Los Vetones fueron una rama del pueblo celta que vivió por estas tierras antes de que llegasen los romanos. Este asentamiento del cual no se conoce su nombre original fue fundado, según se cree, a finales del siglo III antes de cristo en plena edad de bronce y perduró hasta mediados del siglo I antes de Cristo, o sea, unos 150 años de historia. Sin embargo hay restos de otro poblado de época anterior muy cerca, poblado que al parecer no estaba fortificado y fue abandonado trasladándose sus habitantes a este que hoy conocemos muy posiblemente huyendo de los romanos. El recinto de esta ciudad podria haber tenido unas 20 hectáreas defendida por fosos y una amplia muralla de piedra a excepción de la parte que se abría a la Garganta de Alardos. Seguro que en las visitas guiadas nos cuentan mucho mas detalles sobre la forma de vida de estos primitivos habitantes de Gredos. Lo que si parece claro es que estos viejos celtas acabaron sucumbiendo a las exigencias romanas, conviviendo con ellos en la ciudad durante algún tiempo aunque todos los historiadores coinciden que al final la ciudad fue abandonada y destruida por los romanos velando por sus propios intereses sobre los territorios conquistados.
Por tanto, como se puede ver, en la zona arqueológica del Freillo en El Raso encontramos antiguos restos y reconstrucciones que nos invitan a pasar una jornada visitando estos parajes.

Senderismo por el Puerto de Candeleda (Ávila) salvando uno de los desniveles mas importantes de la península ibérica

 






Descargate el trak de esta ruta al final de la entrada 


Durante muchos años había escuchado hablar del Puerto de Candeleda como uno de los mas duros que se podían recorrer a pié en la Sierra de Gredos. Parece ser que son muchos los senderistas que se han enfrentado a el y han tenido que regresar a medio camino (o quizá antes) cuando han descubierto la dureza de sus rampas. Y cuando hablo de senderistas me refiero a personas que, como yo, tienen mas o menos experiencia por senderos de montaña la mayoría de ellos muy practicables y que realizan escapadas que no suelen durar mas de una jornada sin entrar ya en la práctica de la escalada, del trekking o de cualquier otra actividad que requiera de un cierto entrenamiento técnico y muy buena forma física. Sirva de ejemplo una ruta clásica en la Sierra de Gredos, la que parte desde la Plataforma hasta el pico Almanzor con un recorrido circular de mas de 18 km y un desnivel en positivo de 1.199 metros, pero con algunas zonas de trepada en los últimos tramos no aptas para todo el mundo. El pico Almanzor es la montaña mas alta del Sistema Central con 2.591 msnm, Hay gente que es capaz de realizar esa ruta en una sola jornada aunque lo habitual es hacer noche en el Refugio Laguna Grande o vivaqueando en la zona. Para subir hasta el Almanzor ya estaríamos hablando de un nivel de preparación superior a lo que yo creo que podria llegar.

Cartel informativo al inicio de la ruta


Regresemos al Puerto de Candeleda. Esta trocha es un camino que permite cruzar de sur a norte (o viceversa) la Sierra de Gredos. Parte desde la localidad de Candeleda (Ávila) y todavía hoy en día es usado por ganaderos que por aquí suben sus reses en busca de los frescos pastos de las llanuras superiores. La longitud de la ruta circular es de unos 30 kilómetros en total partiendo desde Candeleda hasta coronar el puerto y regreso por el mismo camino. El desnivel en positivo a salvar es de 1.581 metros, lo que la hace una de las rutas senderistas mas difíciles de la península ibérica sobre todo por las fuertes rampas a las que hay que enfrentarse para llegar hasta los 2.009 msnm de lo mas alto del Puerto de Candeleda.  


Vistas de la Sierra de Gredos en el tramo inicial de la ruta

Garganta de Santa Maria


Tomé la decisión de realizar esta ruta ya que como he dicho antes, había oído hablar mucho de ella pero siempre refiriéndose a su gran dificultad y sobre todo en referencia a todos los senderistas que a medio camino se habían dado la vuelta. Para ello partí de Candeleda caminando desde la plaza de Santa Beatriz de Silva a una hora bastante prudencial, las siete y media de la mañana sin tener muy claro si podria completar este recorrido. Puesto que esta ruta es bastante larga tambien la realice a principios del mes de junio, aprovechando que no hacia un calor excesivo y las horas de luz me permitirían bastante margen para realizar paradas y descansos mas o menos extensos. Por el llamado Camino del Puerto seguiremos la senda catalogada como PR-AV 46 o Trocha Real de Candeleda, ya que por este antiguo camino tambien ascendía a las alturas de Gredos el rey Alfonso XIII cuando visitaba estas tierras para participar en las batidas de Caza Mayor organizadas para su disfrute. En apenas media hora abandonamos la pista forestal del Camino del Puerto y nos adentramos en la garganta de Santa Maria siguiendo el sendero, el cual no dejaremos hasta que crucemos la Puente del Puerto de Candeleda sobre la Garganta Lóbrega y comencemos, un poco mas adelante, con las primeras serias dificultades de la ruta. En el vídeo que acompaña esta entrada del blog voy detallando la ruta con los tiempos exactos del recorrido de las distintas zonas que voy atravesando, por lo cual, te invito a visualizarlo. 


Trocha Real de Candeleda

La Puente del Puerto de Candeleda


Podría dividir esta ruta en varios tramos, por así decirlo:

  •  El primero desde Candeleda hasta La Puente del Puerto, con un trazado bastante suave recorriendo el sendero de la Trocha Real a la vera de la Garganta de Santa Maria y por donde nos podremos encontrar con bastantes senderistas. Antes de llegar al fondo de la garganta encontraremos la llamada Fuente del Sauce.                                
  • El segundo desde la Puente hasta el paraje llamado Hiruela Bajera, por donde atravesaremos frondosos bosques de pinos y robles y tendremos que salvar importantes desniveles que ya nos ponen a prueba. Una vez lleguemos a los limites del bosque podremos descansar en el refugio de pastores allí existente y contemplar las imponentes cumbres de la Sierra de Gredos, destacando en dirección este el pico de La Mira. También podemos aprovisionarnos de agua en la Fuente de La Pedrera, un poco apartada del camino pero bien señalizada. 
  • El tercero desde la Hiruela Bajera hasta la pradera de Hiruela Cimera, Por aquí vamos ascendiendo por el sendero que aunque ya no es tan empinado no deja de ser exigente. Ademas por su propia naturaleza es bastante enrevesado y a veces se pierde. Una vez llegados a las zonas mas altas de esta etapa disfrutaremos de un paisaje espectacular. 
  • El cuarto y último tramo es desde Hiruela Cimera hasta el propio Puerto de Candeleda. Continuamos por la trocha con muchas piedras sueltas ya muy cerca de las cumbres atravesando el paraje llamado Venero de Vaciazurrones, donde al parecer hay una fuente o pequeño torrente en el cual podríamos aprovisionarnos de agua, aunque yo solo vi algunas zonas húmedas y poca agua corriendo. Con un último esfuerzo lograremos doblar el puerto.  


Robledal por el cual ascenderemos por importantes pendientes

Zona de Hiruela Bajera

Vistas al sur desde la mitad de la ruta


El tiempo total que me llevó realizar este recorrido solo de ida fue de seis horas en una casi completa soledad, lo cual casi me hace abandonar en la pradera de Hiruela Cimera ya que el no encontrarme a nadie me hizo bastante mella en el animo. Desde el Puerto de Candeleda podríamos acceder si así quisiéramos hasta la Plataforma de Gredos o continuar incluso al Almanzor, el Morezón o cualquier otro lugar emblemático de estos parajes. El tiempo total de la ruta paradas y descansos incluidos fue de doce horas.


Rebaño de Cabras Montesas

Yo junto al cartel de coronación del puerto

Hito de piedras en el puerto. Al fondo, las Grandes Alturas de la Sierra de Gredos

Vistas al sur desde el Puerto de Candeleda. Las montañas del fondo bajo la linea de nubes son los Montes de Toledo.

Pradera de Hiruela Cimera


Por tanto sobre esta ruta puedo decir que no es nada facil y que hay que realizarla con mucha calma y si puede ser en compañía, mejor. Si algún día quieres recorrerla te recomiendo que lo hagas a partir del mes de junio aprovechando que hay mas horas de luz y evitando tambien los días de mas calor. Hay senderistas que la realizan en dos o mas jornadas y así aprovechan para recorrer mas senderos de la Sierra de Gredos. No es recomendable realizarla en época invernal y en caso de hacerlo hay que llevar equipamiento especifico (crampones, etc,). 


PARA DESCARGAR EL TRACK DE LA RUTA CLIC AQUÍ

www.senderosyveredas.com

Senderismo; subida al Puerto del Arenal por su cara sur. Sierra de Gredos, Ávila.







ENLACE DE DESCARGA DEL TRACK AL FINAL DE LA ENTRADA


Son múltiples los senderos que cruzan la Sierra de Gredos, muchos de ellos labrados a fuerza del desgaste producido por los pasos de hombres y bestias que, buscando la forma mas suave de cruzar estas montañas en busca de climas mas benignos o de los frescos pastos abulenses de la Sierra de Gredos, han desgastado estas rocas. Hoy en día podemos recorrer estas viejas trochas ya que nunca han dejado de usarse y han quedado marcadas ya prácticamente para disfrutarlas de forma ludica; un gran legado que no debemos dejar de que se pierda.

Entre tantos senderos en esta ocasión escribo sobre el Puerto del Arenal, muy destacable ya que es un camino relativamente facil, atravesando el macizo central de forma muy suave ascendiendo hasta los 1818 msnm, lo que la hace ideal para recorrerla sin grandes esfuerzos.

Vistas del Risco de Las Morillas desde el Collado de La Centenera

Risco de Las Morillas. A su izquierda la zona a donde vamos a subir.



El inicio de esta senda lo podemos encontrar en el Collado de La Centenera, donde encontramos una pista con un pequeño aparcamiento donde podemos dejar nuestro vehiculo. Para llegar hasta este alto que se encuentra a 1350 msnm muy próximo a la localidad de El Arenal utiliza el siguiente código Plus de Google Maps "7WQQ+5H Cuevas del Valle", pinchando en el enlace para abrir la ubicación del Alto de la Centenera. Desde aquí comenzaremos a subir a pié por pendientes bastante suaves hasta alcanzar el refugio de Las Campanas, contemplando unas magnificas vistas de la vertiente sur de la Sierra de Gredos. A partir de dicho refugio el camino se transforma en sendero, el cual ya no abandonaremos hasta coronar el Puerto del Arenal. Hay que destacar que desde el refugio de Las Campanas parte otra senda en dirección este que nos lleva por una trocha muy agreste hasta la pradera de La Rubía y posteriormente hasta el Puerto del Pico, camino muy recomendable si disfrutas recorriendo este tipo de senderos (ruta PR-AV 15).

Pero volviendo al recorrido que nos interesa, la senda del Puerto del Arenal no es muy exigente, alcanzando sin grandes esfuerzos su cota máxima en apenas una hora desde el refugio de Las Campanas (tambien depende de tu forma física o de las paradas que realices). Los arroyos que vamos a atravesar bajo el risco de Las Morillas no son otro que un recién nacido río Arenal (lo que en el vídeo denomino como "Zonas Húmedas"). Sin grandes rampas se llega hasta lo mas alto del puerto, eso si, a veces el sendero nos conduce justo al lado mismo de abismos bastante profundos, no hay que olvidar que estamos en una zona de alta montaña. Casi sin darnos cuenta encontramos un gran hito de piedras que nos indican que ya estamos arriba. Y una vez llegados a este punto tienes distintas opciones si deseas continuar con la ruta a pié; o bien seguir por este sendero hasta la enlazar con la carretera AV 941 muy cerca de Navarredonda de Gredos y del Parador Nacional de Turismo de Gredos y regresar por el mismo camino (que es la ruta oficial del Puerto del Arenal, la PR-AV 45) o bien continuar en dirección este recorriendo estos montes en dirección al Puerto del Pico por la cara norte de Gredos, recorriendo los picos de Las Morillas, La Fría y el Risco del Bierzo y regresando después por los antes mencionados Puerto del Pico y Pradera de La Rubia hasta el Collado de La Centenera superando los 20 kilómetros de ruta circular. En mi caso llegue hasta lo mas alto del Puerto del Arenal y regrese por el mismo camino, aunque ya tengo apuntado realizar esta ruta mas compleja un poco mas adelante. 

Cartel informativo para llegar hasta la Pradera de La Rubia

Toda esta senda se encuentra muy bien señalizada. Cartel que nos indica que hemos llegado a lo mas alto del puerto. 

Vistas de Gredos Central.



En resumen, el Puerto del Arenal es un trazado sin grandes complicaciones por una trocha tradicional. A mi parecer es de las mas suaves que puedes encontrar en estas montañas y por eso es muy apta para personas que se estén iniciando en la práctica del senderismo.

Enlace de descarga del track de la ruta clic AQUÍ   


Rio Lobos (Garganta Naval) y pinar de Los Jardines en la comarca de la Vera, Cáceres.


Detalle de la ruta con la Sierra de Gredos al fondo



Track de la ruta al final de la entrada

Este vídeo corresponde con una escapada realizada para conocer dos rutas muy próximas a Villanueva de la Vera, la del Rio Lobos (Garganta Naval) y Los Jardines, un pinar cercano. Considero que no son rutas de interés general, pero si lo suficientemente interesantes para dedicarlas un vídeo. La ruta del Rio Lobos corresponde con el antiguo trazado del camino que unía Villanueva de la Vera con Valverde de la Vera y que ha sobrevivido hoy en día gracias a estar señalizado para su uso como ruta senderista y por las fincas y parcelas que todavía aquí existen.




Distintos parajes que nos encontramos por esta ruta

Puesto que Rio Lobos es un paseo bastante corto, ofrezco la opción de recorrer tambien el pinar conocido como Los Jardines, una relajante ruta bastante popular por esta zona y una bajada hasta la Garganta de Gualtaminos. En mi perfil de Wikiloc está disponible el track que une estas dos rutas para su descarga si se desea realizar esta ruta.

Garganta de Gualtaminos



ENLACE DE DESCARGA DEL TRACK CLIK AQUÍ!


Senderismo; ruta a la Cascada de la Desesperá

Garganta de La Desesperá





ENLACE DE DESCARGA DEL TRACK DE LA RUTA AL FINAL DE LA ENTRADA


Esta es una ruta muy sencilla de apenas siete kilómetros que se puede realizar sin problemas en familia. Posiblemente esta sea una de las más impresionantes caídas de agua que encontramos al norte de Cáceres, prácticamente en los límites de la Sierra de Gredos; sin embargo también es una gran desconocida debido a que no siempre lleva caudal de agua, sino que depende de lluvias y deshielo para deleitarnos con su espectáculo de aguas salvajes.
A finales del 2020 aprovechando que habíamos tenido unos cuantos días de lluvias intensas decidí acercarme en coche hasta la parte más accesible y conocida de esta cascada, en la carretera CC 139 que une Pasaron de la Vera con El Piornal y por supuesto no me defraudó. Sin embargo después llegue a descubrir una ruta que te conduce desde la cercana localidad de Arroyomolinos de la Vera hasta la parte mas baja de esta cascada, dándome pié para regresar a la zona y conocer este sendero.


Cascada de La Desesperá apenas con un hilo de agua


Pues este sendero parte un poco mas allá saliendo del pueblo por la carretera EX 213 en dirección a Barrado (código Plus de Google Maps del desvió; 344V+QW Arroyomolinos de la Vera), adentrándose rápidamente por la Garganta de La Desesperá siguiendo caminos asfaltados, pistas de tierra y trochas a través de bosques. Desde el principio esta todo muy bien señalizado aunque a veces hay que estar atento ya que las marcas están pintadas aprovechando casi cualquier parte que se preste a ello; en el suelo, en postes, piedras, arboles, etc. La parte mas complicada a mi entender es justo al llegar a la zona de la cascada, ya que no hay sendero y deberemos aproximarnos campo a través apenas unos metros. Salvado este pequeño obstáculo sin importancia llegaremos hasta las faldas del salto de La Desesperá. Si hemos realizado esta escapada tras días de lluvia o en época de deshielo disfrutaremos de un impresionante espectáculo; si lo hemos hecho como es mi caso tras un periodo de buen tiempo, no veremos una gran caída de agua pero habremos disfrutado de este impresionante entorno y de la ruta. 
Al regreso lo podemos realizar o bien en sentido inverso o siguiendo el track que nos lleva por el borde de la garganta por un sendero un poco más salvaje que el que nos ha traído hasta la cascada aunque perfectamente transitable. Además disfrutaremos de una formación rocosa llamada "El Puente del Diablo" que deja correr la imaginación. 

Cascada de La Desesperá

Puente del Diablo


Y una vez abandonemos el sendero y salgamos a la carretera aconsejo no seguir el track que nos guía hacia la derecha, sino girar hacia la izquierda y ascender por la carretera hasta enlazar con la ruta apenas 100 metros más arriba ya que el sendero se torna intransitable un poco más adelante o al menos, yo no encontré la forma de continuar por el. En el vídeo se puede ver todo a la perfección. 
Ya solamente nos tendremos que dejar llevar por las marcas del camino y no tardaremos en llegar de nuevo hasta Arroyomolinos de la Vera.
En resumen, una ruta que se puede realizar todo el año pero que si se recorre en época de lluvias o deshielo, se muestra con todo su potencial.